Ensalada templada de espárragos con huevo poché

DificultadIntermedio
Productos4 Personas
Tiempo de preparación20 minsTiempo de cocción10 minsTiempo Total30 mins
 2 manojos de espárragos verdes frescos
 200 grs de ajetes tiernos
 8 rabanitos
 4 huevos
 40 grs de avellanas al natural
 Aceite de oliva virgen extra
 Sal, pimienta
Material
 Papel de plástico film
 Hilo/cuerdecita
1

Empezamos por dejar preparado un bol grande con agua y lo metemos en el congelador unos minutos (nos servirá para romper la cocción de los espárragos y que mantengan su color verde una vez se retiren del fuego).

2

Luego, ponemos a hervir una olla con agua. Mientras tanto, lavamos bien los espárragos, los ajetes tiernos y los rabanitos. Nos deshacemos de la parte leñosa de los espárragos y los cortamos en dos si fuesen muy grandes para caber en la olla. Hervimos 2-4 minutos, escurrimos y los introducimos en el agua del bol del congelador. Mientras tanto, cortamos los ajetes en dos y los cocinamos en una sartén hasta que estén hechos.

3

Una vez los espárragos se hayan enfriado, separamos las puntas y los cortamos a lo largo en dos o tres trozos. Cortamos los rabanitos en láminas finas y luego por la mitad.

4

A continuación, pocharemos los huevos en una olla de agua hirviendo: empezamos por cortar cuadrados de papel film y rompemos el huevo en el centro. Hacemos un saquito y lo cerramos con hilo. Introducimos los 4 saquitos en la olla durante un máximo de 4 minutos.

5

Cogemos las avellanas y las rompemos en trozos medianos.

6

Por último, repartimos las verduras a partes iguales en cada plato, colocamos el huevo en el centro, salpimentamos, echamos las avellanas y un chorro de aceite de oliva virgen extra.

Categoría

Ingredientes

 2 manojos de espárragos verdes frescos
 200 grs de ajetes tiernos
 8 rabanitos
 4 huevos
 40 grs de avellanas al natural
 Aceite de oliva virgen extra
 Sal, pimienta
Material
 Papel de plástico film
 Hilo/cuerdecita

Instrucciones

1

Empezamos por dejar preparado un bol grande con agua y lo metemos en el congelador unos minutos (nos servirá para romper la cocción de los espárragos y que mantengan su color verde una vez se retiren del fuego).

2

Luego, ponemos a hervir una olla con agua. Mientras tanto, lavamos bien los espárragos, los ajetes tiernos y los rabanitos. Nos deshacemos de la parte leñosa de los espárragos y los cortamos en dos si fuesen muy grandes para caber en la olla. Hervimos 2-4 minutos, escurrimos y los introducimos en el agua del bol del congelador. Mientras tanto, cortamos los ajetes en dos y los cocinamos en una sartén hasta que estén hechos.

3

Una vez los espárragos se hayan enfriado, separamos las puntas y los cortamos a lo largo en dos o tres trozos. Cortamos los rabanitos en láminas finas y luego por la mitad.

4

A continuación, pocharemos los huevos en una olla de agua hirviendo: empezamos por cortar cuadrados de papel film y rompemos el huevo en el centro. Hacemos un saquito y lo cerramos con hilo. Introducimos los 4 saquitos en la olla durante un máximo de 4 minutos.

5

Cogemos las avellanas y las rompemos en trozos medianos.

6

Por último, repartimos las verduras a partes iguales en cada plato, colocamos el huevo en el centro, salpimentamos, echamos las avellanas y un chorro de aceite de oliva virgen extra.

Ensalada templada de espárragos con huevo poché